CONSAGRACIÓN A LA VIRGEN MARÌA

“Consagrarse a María, significa acoger su ayuda, para consagrar el mundo, el hombre, todos los pueblos y la humanidad al que es infinitamente santo. La consagración a María significa hacerla entrar en la propia vida espiritual. Ello conduce a la comunión de las personas, nos introduce en la profunda relación interpersonal con la Madre del Señor”.(Juan Pablo II)

La Consagración a María es un momento único para los niños de primer grado y los alumnos nuevos. Significa que a partir de este día le dedicamos un lugar especial a María en nuestro corazón y la aceptamos como nuestra Madre celestial.Cuando nos consagramos a María,  le entregamos el corazón a nuestra Madre del Cielo, le ofrecemos todo lo que tenemos y lo que somos para que María se haga presente en nuestras vidas. Nosdejamos llevar sin condiciones, sabiendo que Ella conoce mejor el camino y que podemos dormir tranquilos en sus brazos de Madre. También nos dejamos cubrir por su manto maternal para vivir la vida entera a su lado y bajo su protección. Por ello a partir de la Consagración, toda nuestra vida queda “marianizada”, queda bajo la protección maternal de la Virgen María.

El día viernes 6 de setiembre reunidos en la Parroquia del Niño Dios, participaron de esta importante celebración los alumnos de Primer Grado y alumnos que ingresaron este año anuestra Institución, junto a los docentes y familias de los niños.

Enlos encuentros de Catequesis estuvieron conociendo a la Virgen María, madre de Jesús y de todos nosotros. Una vez presentada la vida de María, fueron descubriendo su presencia y cuidado maternal.

Conocieron la historia del Santo Rosario, aprendieron a rezarlo sabiendo que cada Avemaría significa regalarle una rosa a nuestra mamá celestial.

Descubrieron que los misterios gozosos, representan aquellos momentos alegres de la vida de Jesús y María. Además, semanalmente participaron con alegría de las oraciones comunitarias y diariamente leyeron los piropos a María acompañados del lema: “MARÍA TODO TUYO NUESTRO CORAZÓN”.

Sabiendo que la Virgen María y San José cumplieron un lugar muy importante en la vida de Jesús. Un FUERTE APLAUSO RECIBIERON TODAS LAS FAMILIAS ya que fueron los familiares de los niños de primer grado, quienes con sus propias manos armaron con mucho amor los Rosarios que hoy los chicos llevaron consigo. Así de a poquito comenzaron a sentir más cerquita a Jesús y a nuestra Madre María.

MADRECITA BUENA, HOY NOS

CONSAGRAMOS A TU INMACULADO

CORAZÓN, CUIDA DE NOSOTROS,

GUÍA NUESTROS PASOS, NO OLVIDES

QUE RECIÉN COMENZAMOS EL

CAMINO, AYUDA A NUESTRO CORAZÓN

A PARECERSE AL TUYO. RECÍBENOS COMO

A LOS HIJOS MÁS PEQUEÑOS EN TUS

BRAZOS MATERNALES. TE QUEREMOS

MUCHO.

AMÉN

AGRADECEMOS LA PRESENCIA DE LOS NIÑOS DE PRIMER GRADO, DE LOS ALUMNOS QUE INGRESARON ESTE AÑO A LA ESCUELA Y DE LAS FAMILIAS QUE PARTICIPARON Y COMPARTIERONESTA EMOTIVA CONSAGRACIÓN.


< Regresar
http://centroparroquial.com.ar/wp-content/themes/platform