Comprometidos y creativos -28/09/2017-

La radio tiene esa potencia: es capaz de hacernos “sentir” con los oídos, de trasladarnos, de soñar. Hacer radio es descubrir la magia de la comunicación que se expresa en diversos formatos, algunos más periodísticos otros más creativos; pero que de igual forma buscan lo mismo: interpelar al oyente, movilizarlo, sostener ese feedback  que se logra en un acuerdo implícito y tan sutil pero sin el cual solo seríamos un medio.

Cuando se genera ese contrato con el oyente, donde lo que digo tiene sentido para él y me convierto en compañía, en su informante, en su distracción, por veces su llanto y su sonrisa, es que he alcanzado la máxima que todo comunicador debe tener presente: que nos debemos a quienes nos escuchan porque ellos son nuestro principal capital.

Desde el Taller de Radio aprendemos a que la comunicación no es un simple acto de decir. Es el cómo, las formas, los tonos, el contenido, la música, los efectos sonoros e incluso, y sobre todo, el silencio.

Exploramos desde el Flash Informativo hasta la propaganda, y nos damos el lujo de contar con la experiencia de quienes ya han transitado el camino de la formación y son hoy grandes profesionales. Agradecemos a Juan Alberto Pereyra, locutor profesional, que nos mostró la complejidad de una actividad que abraza con pasión.

Estudiantes y docentes de VOCES DEL BERNARDO

 


< Regresar
http://centroparroquial.com.ar/wp-content/themes/platform